Félix Bunge le devolvió la magia al vitral del ECA

Convocado por la Secretaría de Cultura, el reconocido vitralista mendocino radicado en Buenos Aires fue el encargado de devolverle la vida a la obra que dota de luz natural al histórico edificio.

A partir del próximo viernes 22, a las 20, en la reapertura del Espacio Contemporáneo de Arte Eliana Molinelli, el público podrá disfrutar de la obra de los reconocidos Félix y Agustín Bunge (padre e hijo), que trabajaron arduamente para devolver los colores que componen la cúpula.

El ingresar al ECA Eliana Molinelli será una verdadera experiencia. Además de las obras que formarán parte de cada muestra, podremos encontrar joyas del arte: obras de la escultora que le da nombre al espacio; un mural impactante de Florencia Scafati, un homenaje a referentes culturales, en cada una de las salas y, en el corazón del edificio, la magia del juego de la luz atravesando los vidrios de colores.

Agustín Bunge, hijo de Félix, participó de la recorrida que se realizó con periodistas locales y el Secretario de Cultura, Diego Gareca, donde brindó algunos detalles sobre el gran trabajo que encararon. Su padre no pudo estar presente, porque, actualmente, se encuentra abocado a las obras de restauración del Congreso de la Nación.

El vitralista manifestó que “el trabajo inició como una restauración. El análisis arrojó que el 90% de los vitrales estaba desintegrado, sin posibilidad de recuperación, por lo que se planteó hacer de nuevo todos lo que estaba destruido.”

“Nosotros tenemos nuestros talleres en Buenos Aires, gran parte de este vitral se hizo en ese lugar, lo armamos allá y la otra parte se hizo acá y hace una semana trajimos a Mendoza lo realizado y se comenzó con la colocación. Los óculos, que son la parte de abajo de la cúpula, no sufrieron daño, por lo que no hubo que hacer ninguna intervención”, comentó Agustín.

Frente a la consulta sobre el diseño, el artista explicó: “Se respetó exactamente el mismo diseño, se trabajó con el archivo de fotos que se tenía y se hizo el diseño original”.

Tanto El Secretario de Cultura, Diego Gareca, como Bunge destacaron lo complejo que resultó conseguir los diversos colores de los vidrios, ya que en Argentina sólo se consiguen tres, ámbar, verde y azul, el resto de los colores son importados. “Algunos, actualmente, ya no existen en el mercado”, remarcó el experto.

Los dueños de la luz

Medios nacionales ponen en valor el trabajo que lleva adelante la familia Bunge, integrada por Félix, su mujer Alejandrina Torres Verdaguer y sus hijos Octavio y Agustín, respecto a la restauración o creación de vitrales de edificios emblemáticos de nuestro país, destacando la obra realizada en la catedral de La Plata.

Lleva cerca de 40 años interviniendo infinidad de obras públicas y privadas, muchas de ellas, monumentos históricos. Cuentan con un taller al servicio de obras del pasado y creaciones del futuro. Desde el inicio a la fecha, han intervenido las obras más importantes del país y realizado trabajos en Chile y Montevideo. Dictan cursos de iniciación al vitral y especiales de pintura sobre vidrio.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s